distintas formas de trabajar los puntos,  puntos,  puntos básicos,  técnicas basicas

Puntos cruzados y puntos montados

Los puntos cruzados son muy interesantes. Son muy útiles para crear efectos decorativos, por ejemplo nos permiten realizar una trenza de tres puntos , que al verla parece de cuatro, sin necesidad de aguja auxiliar. Este tipo de trenza la aprendí de una tejedora que se llama Lucila Cavanagh.

Los puntos montados sirven para realizar disminuciones y para cerrar la labor.

PUNTOS CRUZADOS

Punto cruzado a la derecha sobre el derecho

Por el derecho de la labor, introducimos la aguja derecha en el hilo anterior del segundo punto de la aguja izquierda pasando por delante del primer punto de tal aguja, trabajamos regularmente del derecho, pero sin dejarlo caer de la aguja. Después se trabajamos siempre del derecho el primer punto de la aguja izquierda, dejando caer después juntos los dos puntos trabajados de la aguja izquierda.

Punto cruzado a la izquierda sobre el derecho

Por el derecho de la labor, introducimos la aguja derecha en el hilo anterior del segundo punto de la aguja izquierda y pasando por detrás del primer punto, lo trabajamos del derecho sin deslizarlo de la aguja izquierda. Seguidamente trabajamos el primer punto de la aguja izquierda, también del derecho y deslizamos fuera de la aguja izquierda los dos puntos que hemos trabajado.

Punto cruzado a la derecha sobre el revés

Por el revés de la labor, introducimos la aguja derecha en el hilo anterior del segundo punto de la aguja izquierda, pasando por delante del primer punto; lo trabajamos del revés, pero sin soltarlo de la aguja. Después trabajamos el primer punto de la aguja izquierda, también del revés, y deslizamos los dos puntos que acabamos de trabajar de la aguja izquierda.

Punto cruzado a la izquierda sobre el revés

Por el revés de la labor, ponemos el primer punto en una aguja auxiliar e introducimos la aguja derecha en el siguiente punto de la aguja izquierda, y lo trabajamos del revés. Volvemos a colocar sobre la aguja izquierda punto que dejamos en la aguja auxiliar, y lo trabajamos también del revés.

PUNTOS MONTADOS

Los puntos montados se utilizan para las disminuciones o para realizar efectos decorativos. En los patrones los puedes encontrar bajo el nombre de surjete simple y surjete doble.

Punto montado simple sobre el derecho

Pasamos del derecho el primer punto de la aguja izquierda y trabajamos del derecho el siguiente punto de la aguja izquierda, después ayudándonos de la aguja izquierda, montamos el punto pasado sin trabajar sobre el último punto que hemos trabajado, que tenemos en la aguja derecha; pasándolo por encima de este y dejándolo caer de la misma.

Punto montado simple sobre el revés

Igual que el anterior pero en este caso el primer punto se pasa del revés y el segundo punto se teje del revés.

Punto montado doble sobre derecho

Sobre el derecho, pasamos el primer punto del derecho y tejemos juntos del derecho el segundo y el tercer punto. Después ayudándonos de la aguja izquierda, montamos el punto que pasamos sin tejer sobre el que hemos tejido y lo dejamos caer de la aguja derecha.

Punto montado doble sobre el revés

Igual que el anterior pero en este caso sobre el revés, pasamos el primer punto del revés y tejemos los dos siguientes juntos del revés.

A %d blogueros les gusta esto: